INTRODUCCIÓN


El conocimiento como punto de partida

El conocimiento de la situación y las tendencias de la captura de los recursos pesqueros, incluidos los aspectos socioeconómicos, es fundamental para una formulación de políticas acertadas y una ordenación responsable de la pesca que garantice la seguridad alimentaria con beneficios sociales y económicos (FAO 2002).

El caso de México

Sin embargo, en México la generación de conocimiento como soporte a la administración del uso de los recursos pesqueros ha sido insuficiente e incompleta. El manejo pesquero se ve muchas veces inmerso en problemas como restricción de recursos humanos, financieros y materiales para la elaboración de programas o insuficiencia de estudios para establecer líneas base y conocimiento sobre las especies (Webster y Collins 2005).

Qué se evalúa

Las instituciones con obligación de rendir cuentas en esta materia son la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (CONAPESCA) y el Instituto Nacional de Pesca (INAPESCA). El ITPP en esa edición consideró una primera medición del estado de la Carta Nacional Pesquera, la Carta Nacional Acuícola y los Planes de Manejo Pesquero


INICIO METODOLOGÍA